Calvicie

Lo que nunca te dijeron acerca de la calvicie (alopecia)

Si entraste a este sitio es porque estás buscando información acerca de la calvicie. Seguramente comienzas a ver los efectos de la alopecia en tu cabeza y te sientes inseguro.

La creencia común es que debes de combatir la calvicie con diferentes tratamientos cuando empiezas a notar que te quedas calvo. Yo pasé por esto personalmente y no fue una buena experiencia.

Por el contrario, si en vez de usar tratamientos contra la calvicie, te rasuras la cabeza, puede ser el primer paso para que tu vida mejore radicalmente. En este artículo escribo las 10 razones por las que rasurarte la cabeza será la mejor decisión de tu vida.

Me propongo a convencerte, cuando termines de leer este artículo, que la mejor decisión que puedes tomar si te estás quedando calvo, es raparte la cabeza.

La calvicie puede ser el inicio de una vida más satisfactoria. Puedes ver mi experiencia personal en la nota Primero…Mi Historia., donde te cuento cómo la calvicie cambió mi vida para bien.

Mis artículos siempre están basados en investigaciones, datos reales y estudios que los sustentan, para asegurarme que tengas la información más confiable tanto de estudios psicológicos, como clínicos. Me encantaría saber tu opinión cuando termines de leer esta nota.

¿Estás listo? Aquí van las principales razones por las cuales raparte la cabeza será la mejor decisión de tu vida.

 

1.- Es el mejor aumento de autoestima que tendrás.

Raparte la cabeza genera un incremento de autoestima automático.

Si en este momento estás pasando por el periodo de inseguridad en el que te da miedo mostrar que tu cabeza tiene huecos sin cabello, date cuenta que lo único que logras al intentar esconderlo, es un diálogo interno negativo que afectará en la manera como te sientes contigo mismo.

El efecto en tu confianza es tan radical porque pasas de decirte a ti mismo que no eres suficiente y que tus rasgos deben ser escondidos, a apropiarte de tu vida y liberarte de tus ataduras. Repentinamente te conviertes en una persona que se acepta como es y que intenta mejorar donde de verdad importa, no en características superficiales.

Te conviertes en el dueño de tu propio destino…y eso, lo perciben otras personas con tan solo verte.

El Doctor en Psicología Clínica de la Universidad de Toronto, Jordan Peterson, habla acerca de “apropiarte de tu sombra” y cómo esto es elemental para poder tener éxito en la vida y llegar a una madurez plena. Él llama “apropiarte de tu sombra” a admitir tus defectos internos y externos, dejar de reprimirlos e integrarlos a tu persona para usarlos conscientemente. Al “apropiarte de tu sombra” aprovechas todo el potencial que tienes como persona, porque eres el equilibrio de lo bueno y lo malo. Esto te da más poder que ningún objeto o apoyo superficial.

Lo mismo sucede cuando integras la calvicie a tu identidad física. Haces aparente a otras personas que sabes quien eres, reconoces tus defectos, pero no dejarás que estos te derrumben, sino que los usarás a tu favor.

De un símbolo de debilidad, se convierte en un símbolo de poder y estatus.

Nadie que intenta cubrir su calvicie es evidenciado públicamente, como lo es alguien con la cabeza rasurada. Sería demasiado humillante señalar a alguien que esconde su calvicie. Es una señal de inseguridad, mientras que tener la cabeza rasurada comunica “no tengo miedo de ser como soy”.

Para rematar este punto, la calvicie androgénica es causada por un exceso de testosterona, por lo que si nos remontamos a nuestro pasado biológico, la calvicie es señal de que eres un hombre muy hombre. Probablemente también muestras otras características como una barba abundante y bello corporal.

No esta tan mal, ¿eh?

 

2.- Las mujeres aman a los hombres calvos.

Como lo mencionaba en mi punto anterior, la calvicie es una señal de virilidad. De un hombre con altos índices de testosterona.

Biológicamente, las personas se sienten atraídas por características prominentes de la sexualidad de otras. En las mujeres son las amplias caderas, cintura estrecha y senos grandes, en los hombres son los hombros anchos, la voz grave, el bello facial, bello corporal y la calvicie.

Es una construcción de las últimas décadas que ser calvo es negativo. Principalmente promovido por las farmacéuticas e industria de belleza que buscan vender productos para combatir la calvicie, soportado por la industria del entretenimiento que usa a hombres con amplias cabelleras en música y películas.

No podemos evitar nuestros instintos animales y los millones de años de evolución que permitieron al ser humano estar donde se encuentra hoy. Por eso, traer orgullosamente una cabeza calva, le parece irresistible a la mujeres.

Otro motivo por el que ser calvo le resulta atractivo a muchas mujeres, es la confianza que te da el dejar de esconderte. Las mujeres aman a un hombre de gran confianza, que se sienta seguro de sí mismo.

Si necesitas más detalle para este punto, puedes revisar mi nota Las Mujeres Aman a los Calvos. por si no te es suficiente esta explicación.

 

3.- Mejorará otras áreas de tu vida.

Mantener una cabeza bien rasurada es un ritual de higiene que debe hacerse con cierta regularidad. Cada quien tiene sus preferencias respecto a la periodicidad, pero lo más común es hacerlo cada 2 o 3 días.

Por insignificante que parezca, incluir este ritual a tu rutina de cuidado personal, te dará un sentimiento de control que se esparcirá a otros aspectos de tu vida.

A los primeros meses de haberme rapado, me di cuenta de otras cosas que podía mejorar en mi vida. Así empecé en una espiral de mejora continua, de la cual no he salido hasta tel día de hoy. Dejé de fumar, comencé a hacer ejercicio, cambié mi forma de vestir e incrementé la importancia que le daba a mi persona.

Aunque suene algo trillado, si tú no te cuidas, nadie más lo hará. Debes respetarte y cuidarte para que puedas hacer lo mismo por otras personas. Es como la mascarilla de aire en un avión, te la debes colocar primero, antes de poder ayudar a otros. Si bien nadie es perfecto, trabajar en ser mejor cada día es una parte esencial para alcanzar la felicidad.

Así es como raparte se convierte en un detonador para mejorar otras áreas de tu vida. Un cambio pequeño que tendrá una repercusión positiva en tu vida que no tiene comparación.

 

4.- Cambiará la percepción que otros tienen de ti.

Pocas personas tienen el valor de tomar una decisión como raparse la cabeza. No por nada es la deuda a pagar en muchas apuestas.

Cuando te conviertes en un pelón con orgullo, cada vez que te ve una persona, ocurre una pequeña ecuación en su cabeza. Piensan “él tuvo dos opciones, intentar cubrir su calvicie con transplantes y/o tratamientos, o quitarse todo el cabello…¡que valor de tomar la segunda!”. Si bien no es un pensamiento literal que todos tendrán, el mensaje está ahí.

Cualquier primer impresión está controlada para el resto de tu vida. Toda persona que te encuentres tendrá la impresión que eres alguien con los pies en la tierra, que sabe tomar decisiones difíciles cuando es lo más conveniente y que además tiene gran confianza en si mismo.

No sé qué es lo que otras personas piensan de ti, pero si intentas de esconder la calvicie, ten por seguro que son puntos en tu contra, en cambio, si portas con orgullo la cabeza rasurada, son puntos a tu favor.

 

5.- Te dará poder para negociar en situaciones que lo necesites

Otro de los datos curiosos de un hombre con la cabeza rasurada es que, al ser una señal de exceso de testosterona, inconscientemente es una señal de un ser humano que es capaz de ser violento.

Eso no significa que todos creerán que eres un loco agresivo, sino que algo en su subconsciente pone a las personas en un modo alerta de no meterse contigo.

Verte intimidante, no es suficiente, sino que debes de entender el concepto de “asertividad”, que es algo que deberás practicar hasta dominar si quieres mejorar tus habilidades de negociación. Según Psicoglobal, la asertividad es una habilidad social que nos permite expresar nuestros derechos, opiniones, ideas, necesidades y sentimientos de forma consciente, clara, honesta y sincera sin herir o perjudicar a los demás.

No se trata de ser innecesariamente violento, ni dejar que te pisoteen, sino es la capacidad de comunicar emociones negativas sin hacerlo de una manera agresiva.

Si logras ser asertivo constantemente, ser pelón te ayudará a que las personas se tomen más en serio lo que dices. Cuando defiendas tus intereses, estar con la cabeza rasurada te dará una ventaja sobre aquellos que no la tengan.

Si combinas el uso de la asertividad con tu look pelón, te puede hacer un gran negociador, ya que tendrás las capacidades sociales para defender tus posiciones y tu apariencia justificará tu capacidad de cumplir lo que dices.

 

6.- Es más práctico e higiénico

Olvídate de productos para el cabello, olvídate de tener que arreglarte el cabello antes de salir de casa, ¡todo eso se acabó! Tener la cabeza rasurada es de lo más cómodo e higiénico que hay.

Salvo los días que decidas rasurar tu cabeza (si lo haces 1 vez a la semana, no toma mas que 10 minutos), no tendrás que invertir mucho tiempo en tu cabello, tu rutina matutina se hará mucho más corta y te dará oportunidad de hacer otras cosas.

La caspa y piojos prácticamente no existen en una cabeza calva, ya que al no tener cabello, las bacterias no tienen dónde vivir. El cabello es como un plumero que va recogiendo toxinas y suciedad por todos lados, por eso las mujeres son tan cuidadosas con su cabellera y por eso cuando sales por la noche, tu cabello huele a cigarro, alcohol y hielo seco a la mañana siguiente.

Al eliminar el cabello de tu cabeza, reduces significativamente la cantidad de bacterias que recoges a lo largo del día. Si mantienes tus manos limpias, incluso verás que te enfermas con menor frecuencia, ya que no retienes los virus y bacterias que están en el aire.

Si lo piensas, rasurarte la cabeza es una decisión saludable. 😉

 

7.- Tomarás el control de tu apariencia física

Ser un pelón con orgullo no solo se trata de cómo te ves, sino de cambiar tu perspectiva acerca de tu propia vida. Cuando decides rasurarte la cabeza, comienzas a tomar el control de muchos factores que están incrementando el caos alrededor de ti.

Existen múltiples estudios gubernamentales, educativos y psicológicos que explican la importancia de mantener el orden en tu vida. Los efectos secundarios de tener el control sobre aspectos como la limpieza en el hogar, en el lugar de trabajo y en tu propia persona, son abrumadoramente positivos cuando se logran controlar.

Cuando se vive en el desorden, se crea un efecto a largo plazo como si fuera una pila de hojas en tu escritorio cuando tienes que trabajar. Tal vez en este momento solo te importe una de las miles de hojas en tu escritorio, pero el estrés que genera tener las demás, afecta el resto de tu vida. Hasta que no limpies tu escritorio y ordenes las hojas, podrás concentrarte en tu trabajo.

El desorden no es una causa de la depresión, pero sí un factor común entre la ansiedad, la falta de productividad y la falta de éxito personal y profesional. Todas posibles detonantes de la depresión. Si eliminas el desorden, tendrás mucho menos estrés en tu entorno.

A todos nos pasa, regresamos estresados del trabajo o la escuela y llegas a casa solo para encontrar más desorden que arreglar. Cuando no tienes bajo control los pequeños aspectos del día a día, el resto de tu vida se puede ver afectada más fácil de lo que crees. Rasurarte la cabeza te da un inicio para crear esa estructura tan necesaria en tu rutina. Transformas en lo que antes eran molestas responsabilidades en un ritual de autobeneficio y creas un círculo virtuoso.

Yo era una persona extremadamente desordenada, en cierta medida todavía lo soy, pero desde que me rasuro la cabeza, mejoré considerablemente el orden de los pequeños detalles. Me siento mejor conmigo mismo y puedo dedicar mi mente y mi tiempo a las cosas verdaderamente importantes. Sobre todo, me veo mejor que antes, lo que me hace sentir todavía mejor.

Una vez que entras en este círculo virtuoso, progresivamente irás mejorando otros aspectos de tu vida, como el ejercicio, tu alimentación, tu forma de vestir, tu barba o el estado de tu piel.

Después de un tiempo de haber permanecido en el círculo virtuoso, te darás cuenta que te ves mucho mejor que cuando tenías cabello. Te vistes mejor, estás más delgado y en general tu aspecto es más atractivo.

Este es uno de los puntos que nadie te dice sobre rasurarte la cabeza, pero que debería ser una verdad universal.

Pelón te ves mejor.

 

8.- Es una ventaja laboralmente

Así como lo lees, tener la cabeza rasurada te ayudará en el trabajo.

Obviamente depende de tu capacidad personal y profesional, pero tener la cabeza rasurada te ayudará a proyectar una imagen de mayor autoridad e inspirar respeto.

Dependiendo de tu etnia, incrementan o descienden tus probabilidades de ser calvo. En las razas mediterráneas y caucásicas, cerca del 60% de los hombres tienen predisposición a quedarse calvos. Pasando los 50 años, aproximadamente un 50% de ellos estará calvo, o sea, el 30% se quedan calvos. Para otras razas como los asiáticos, descendientes de razas indígenas o de piel negra, el 10 al 15% se quedan calvos pasando los 50 años.

Cuando hacemos un zoom en aquellos hombres que se encuentran en posiciones de altos mandos en las empresas, los porcentajes incrementan drásticamente, para incluir a cerca del 45% de los hombres en altos mandos.

No sabemos si la calvicie es una causa del éxito o una consecuencia, pero definitivamente no es un obstáculo.

9.- Los tratamientos para la calvicie destruirán tu confianza

 

No es mi intención demonizar a los tratamientos contra la calvicie, a muchas personas les han sido útiles y habrá quienes después de leer este artículo decidirán probar con un tratamiento para la calvicie.

La razón por la que yo recomiendo optar por rasurarte la cabeza en vez de tomar diferentes tratamientos, es porque su efecto psicológico es negativo.

Dedicar tanto tiempo a intentar cubrir tu calvicie, generará un dialogo pesimista contigo mismo. Es sumamente frustrante pararte todos los días frente al espejo y esperar que te crezca el cabello, o esperar que hoy no se note tanto tu patrón de calvicie. Peor aún, es lo primero que haces todos los días, le dedicarás unos buenos 15 minutos en pensar que debes corregir algo físico que está mayormente fuera de tu control.

En contraste, levantarte todos los días y tener un ritual que fortalece tu diálogo interno, en el que cada día te sientes con más seguridad y poder, es una manera de empezar con el pie derecho.

Si decides comenzar, o continuar, un tratamiento para la calvicie, recuerda debes pensar de ti mismo en forma positiva para que no debilites tu confianza y autoestima. Mi consejo siempre será que dejes de esconderte detrás de los tratamientos y vivas plenamente.

 

10.- Los tratamientos para la calvicie tienen efectos secundarios

Antes de comenzar con un tratamiento, debes tener presente que tienen efectos secundarios.

Para tratamientos comunes como el minoxidil, tienen efectos cutáneos como picazón y resequedad. Este tratamiento es un vasodilatador que estimula los folículos, incentivando el crecimiento del cabello.

Con el minoxidil, lo que debes tomar en cuenta es que es un tratamiento al cual tu cuerpo crea resistencia, por lo que se deben incrementar las dosis conforme pasa el tiempo. Esto, a su vez, aumenta los efectos secundarios. El uso de este medicamento es permanente, ya que si lo dejas de usar, perderás todo el cabello que te recuperó.

Otro tratamiento común es la Finasterida, el cual es un antiandrogénico que inhibe las hormonas causantes de la calvicie. Sus efectos secundarios varían desde la disminución del apetito sexual, hasta disfunción eréctil, dolor en los testículos e incluso depresión.

Los injertos de cabello son otro de los remedios contra la calvicie. Dependiendo la clínica donde lo hagas, el costo puede variar entre 10 y 50 dólares por cabello (un injerto varía entre los 300 y 1000 cabellos implantados). Si haces las cuentas, es muy costoso hacerte un injerto de cabello.

Los injertos son un tratamiento quirúrgico, que solamente garantizan la calidad del cabello que se injerta, el cual es tomado de la parte trasera de tu propio cráneo. El procedimiento puede tener distintos efectos secundarios dependiendo del médico que realice el transplante, sin embargo, implicará que guardes reposo por un tiempo y seas sumamente cuidadoso con los rayos del sol durante los próximos 3 meses.

Si pierdes el resto de tu cabello que no injertaste, volverás a ser “medio calvo” y no te quedará mas que hacer otro procedimiento con el costo de un auto nuevo.

Personalmente tuve experiencias con muchos tipos de tratamiento contra la caída del cabello. Utilicé distintos shampoos, minoxidil, propecia y finasteride. Hubo un momento de mi vida cuando me sentía miserable, seguía medio calvo, mi piel empezaba a resentir las altas dosis de minoxidil que recibía mi cráneo, dejando mi cutis completamente reseco, al grado de desarrollar acné, mientras que me sentía deprimido y sin confianza. Si no lo hubiera vivido de primera mano, no recomendaría que te alejaras de los tratamientos.

 

Conclusiones

Tú decides qué quieres hacer con tu vida. Mi recomendación siempre será que te rasures la cabeza, ya que muchas ventajas que las personas no saben, simplemente porque quedarse calvo es algo que le da miedo a muchos por el estigma que existe a su alrededor.

Si portas la calvicie con estilo, no habrá quien te detenga. Lo mejor de todo es que es un factor aparentemente minúsculo, pero que crea un efecto dominó de positividad en tu vida.

Deja de esconderte y sé un pelón con estilo.

Anuncios

Blogger aerca del estilo de vida Pelón. Todo para verte y sentirte increíble con la cabeza rasurada.

Sin comentarios

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: